Palabras del Presidente de la FIP para el Nuevo Año

Descargar comunicado

Estimada familia del Padel,

Cada día, todos los que amamos el deporte y el Padel miramos hacia el futuro para hacerlo mejor, para difundirlo, para plantar la semilla de la pasión donde acaba de llegar nuestra disciplina, para replicar su éxito en decenas de países. Mirando hacia adelante siempre, siempre, con el objetivo de difundir nuestro deporte y llevarlo cada vez más alto, tal como lo hemos hecho en estos últimos años de trabajo y pasión. Sin embargo, hay un momento en que mirar hacia atrás es correcto y apropiado, un momento en que todos nos unimos en un abrazo para decir adiós al 2022, el año que termina, dando la bienvenida al que viene.

Queridos amigos, sé que estoy interpretando correctamente los pensamientos de cada uno de ustedes al detenerme en el extraordinario éxito de nuestro deporte en términos de socialización, inclusión, comunión entre pueblos y culturas, y la alegría que trae cuando todos permanecemos juntos en nombre de la práctica deportiva, sea lo que sea. La esencia del Padel se trata de eso: amistad, cultura del deporte, diversión y sana competitividad en un cuadro de mil colores y mil banderas. Esta es precisamente la razón por la que quiero rebobinar la cinta de 2022 con ustedes, leyendo cada uno de sus éxitos, cada momento de crecimiento y cada mejora cualitativa no solo desde un punto de vista estrictamente deportivo, sino también a través de la lente de la responsabilidad social y cultural. ¿Cómo olvidar, por ejemplo, que el Cupra Fip Tour ha recorrido más de 30 países? Ha sido, como está escrito en una famosa novela de Julio Verne, la vuelta al mundo en 125 torneos, con miles de atletas de decenas de países diferentes. Un juego de ‘combinaciones’ técnicas, deportivas, sociales y culturales que ayudó a mantener el motor de la pasión a toda velocidad.

El año 2022 fue un año de grandes desafíos, incluso revolucionarios, durante los cuales tuvimos que jugar en defensa, luego subir a la red y cerrar el punto. Esto es lo que ocurrió con el intento de incorporar el Padel a la Federación Internacional de Tenis. Fue un intento evitado por los propios miembros de la ITF, que pudieron comprender la gestión de la FIP; vuestra gestión! Y hoy, mientras saludamos esta victoria de la independencia, paradójicamente agradecemos a aquellos que pensaban en el Padel como una especie de “deporte satélite” o un tema en un ámbito ciertamente más grande. Se ha certificado al mundo, definitivamente, cuál es la dimensión actual de nuestro deporte.

Quiero destacar el éxito del Padel en los Juegos Suramericanos Odesur en Paraguay. Pienso en Premier Padel, el circuito recién nacido que mostró el lado más bonito y emocionante del Padel al más alto nivel. Pienso en la expresión en los rostros de los jugadores, por unos momentos llevados a la infancia en un patio de recreo, mientras tomaban las pistas en Doha, Roma, Paris, Madrid, Mendoza, Giza, Monterrey o Milán.

Premier Padel representa un pilar fundamental en la arquitectura del Padel mundial porque es el primer circuito de nivel profesional organizado por la Federación Internacional de Padel. También lo fueron los Campeonatos Mundiales de Dubai, en los que participaron 40 países que reunieron el nivel absoluto con premios en metálico y trofeos para los ganadores. El gran éxito en Dubai nos convenció aún más de que las competiciones por equipos pueden representar una página extraordinaria de nuestro deporte y nuestro futuro.
Quiero agradecer a los presidentes, gerentes, entrenadores y personal de cada Federación Nacional que forma parte de la familia FIP. Quiero hacerlo con la misma energía con la que cada uno de ustedes se han involucrado y han experimentado los desafíos y las maravillosas aventuras de nuestro deporte en 2022. Gracias, de verdad, a todos ustedes.

Finalmente, permítanme recordar algunas “instantáneas” de 2022. Uno en particular: la celebración de los niños y la búsqueda de autógrafos con pelotas amarillas, gorras, camisetas y marcadores permanentes. En sus ojos soñadores y en su esperanza de obtener un autógrafo de los grandes jugadores, el futuro de nuestro deporte está en el presente, ese presente lleno de futuros campeones.

Si 2022 fue el año de los grandes desafíos, de superar objetivos, de grandes triunfos, deberíamos considerar 2023 como una especie de ‘gemelo’, desde el punto de vista de los grandes eventos y metas, logros y confirmaciones. En la larga y ciertamente no fácil persecución hacia los cinco aros -y eso es alcanzar el objetivo de convertirse oficialmente en un deporte olímpico- el debut del Padel en los próximos Juegos Europeos de Cracovia, donde los y las atletas también se desempeñarán en el ‘mixto’, representa un paso histórico. Da testimonio de una filosofía clara e inmutable de la Federación al considerar un planeta para niños y niñas. Y por cierto, quiero dar las gracias a todos los jugadores, uno a uno: en 2022 han hecho del Padel lo que es ahora. Nunca olvidemos: los jugadores son los actores principales. Nuestro trabajo es potenciar su talento construyendo un mundo en el que puedan expresar su talento al máximo, con alegría y satisfacción. Quiero agradecer a la PPA y a la IPPA recordándoles cómo están desempeñando un papel central en cada plan nuestro y cómo cada pensamiento sobre nuevas iniciativas parte de la consideración “sagrada” de ambas asociaciones. La Federación les considera parte fundamental de un órgano democrático en el que pesos y dignidades se distribuyen equitativamente. Lo demostramos en 2022, lo haremos nuevamente en el próximo año.

Muchos países que se unen a la Federación están creando escuelas de Padel para crear nuevas generaciones de jugadores. Me gustaría destacar cómo, desde este punto de vista, lo que me gusta llamar los concursos de ‘talento verde’, el talento de los más jóvenes será vital, al igual que los Mundiales Juniors, Regionales y Campeonatos Absolutos. El próximo año también será el año de un mayor crecimiento a través de nuevos métodos para comunicar nuestro movimiento deportivo, con el objetivo de acortar cualquier distancia geográfica y aumentar las oportunidades para el intercambio de ideas y la planificación, no solo dentro de nuestro mundo. Nuestro objetivo es crear nuevas oportunidades para reunirnos más allá de la actividad competitiva para que podamos alimentar la pasión y el deseo de mejorar nuestro deporte. Queremos hacer esto con una Gala oficial de la Federación. Una Gala que representa plenamente la filosofía que anima el trabajo de cada uno de nosotros, en nombre de un mundo -el del Padel- y una pala, iguales para todos.

Feliz año 2023 y mis mejores deseos para todos.